Cuentame una historia

Aquí todo son historias, algunas reales, pero casi todas imaginarias porque la realidad resulta demasiado increíble.

domingo, 4 de diciembre de 2016

Lecciones para escribir una novela. Quinta: El desencadenante


Como ya sabemos, una novela tiene tres unidades dramáticas y la primera de ellas es el planteamiento. Este a su vez consta de varios elementos. El primero de ellos es la situación de equilibrio inicial del que hablamos en la cuarta lección de este curso de Ana Bolox que os estoy contando con permiso de la Revista MoonMagazine donde se publicó y de Txaro Cárdenas, su directora.
Ahora vamos a hablar del segundo elemento, el que tiene que venir poquito después de la situación de equilibrio inicial, y este segundo elemento no es otro que:
Este elemento es, según Ana Bolox, "un elemento que el escritor ha de cuidar con especial esmero si no quiere perder a su lector ya en los primeros compases de la melodía con que desea hipnotizarlo"Es el elemento que rompe con la situación de equilibrio inicial y pone en marcha (desencadena) la trama de la novela.
Se nos mostrarán las dos funciones principales del desencadenante; como debe ser y cuando debe suceder y las excepciones a la norma, que las tiene como toda norma; se nos pondrán ejemplos concretos y hasta un esquema. Incluso se nos advierte sobre los falsos desencadenantes.
Un capítulo muy interesante pues este elemento hará que la novela que está comenzando tenga donde anclarse y cimentarse o empiece ya a zozobrar desde el principio.
Aquí tenéis la quinta entrega de este curso. Os invito además a pasar por la Revista MoonMagazine en cualquier momento. Siempre encontrareis algo que os guste y os aporte algo. 
Y si os interesa algún otro curso o taller o las claves para escribir una novela policíaca, en Ateneo Literario, de Ana Bolox, tenéis vuestra página. 
Y si os apetece una novela elegante como el té de las cinco, policíaca al estilo clásico y que la propia Agatha Christie firmaría encantada, os recomiendo "Carter & West" de la propia Ana Bolox. Os dejo en el título el enlace a la reseña que le hice.


12 comentarios:

  1. Pues como siempre te digo, me parecen superinteresantes estas reseñas. En esta me dejas intrigada respecto a los "falsos desencadenantes", ¿qué hay detrás de ellos? habrá que enterarse.
    Gracias, Rosa, y visito el enlace ya mismo.
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Ah! ya me acuerdo de esa reseña tuya en la que también comenté como acabo de ver. Tengo memoria pésima para los títulos ;-(

      Eliminar
    2. Pues en esa reseña ya cuento lo que me pareció la novela. Me gustó mucho y es muy agradable de leer.
      Qué tal con los desencadenantes? Continuará...
      Un beso.

      Eliminar
  2. Hola, superficie interesante reseña, la verdad es que cada vez veo más artículos dedicados a la gente que quiere escribir, me parece genial, los cursos al parecer son bastante caros y no enutra en las posibilidades de mucha gente, y algo de nociones siempre dan estas cosas. Saludos

    ResponderEliminar
  3. Perdona me ha corregido el móvil y no me he dado cuenta, quería decir super interesante.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Escribir con móvil es casi una tragedia por lo que una pude llegar a poner sin querer.
      Los cursos son bastante caros, la verdad, por eso es muy de agradecer a Ana Bolox que tuviera la amabilidad de compartir este con los lectores de la Revista MoonMagazine.Y a Txaro por permitirme enlazarlos desde aquí.
      Un beso.

      Eliminar
  4. Hola!!!!
    No había visto el post, no sé en qué mundo vivo.
    Me ha gustado mucho, me has hecho pensar, qué importante es un buen desencadenante, en el momento justo, con los hechos y las palabras precisas.
    Besos y gracias.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, en realidad, es Ana la que nos hace pensar y nos da las claves. Me alegro de que te guste y de que todos aprendamos algo.
      Un beso.

      Eliminar
  5. Guardaré los enlaces de estas entregas por si algún día me da por ponerme novelista ;)
    De todas formas sí es cierto que algunos aspectos se pueden aplicar a la redacción de otro tipo de textos, sin necesidad de ser novela.
    Dada mi situación personal actual me vendría muy bien lecciones para escribir una tesis y no morir en el intento ;)
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Puedes meter un buen desencadenante en la tesis que deje a todos los miembros del tribunal fuera de la situación de equilibrio inicial, o lo que es lo mismo, fuera de su área de confort. Ja, ja, estaría muy bien. A tu jefe le da un pasmo.
      Un beso, amiga. Gracias por pasarte.

      Eliminar
  6. Interesante Rosa,
    Cuando lo ves escrito parece todo tan fácil, pero a la hora de ponerse a escribir empiezan las dificultades y las dudas.
    Gracias por estas entradas, las ayudas siempre se agradecen,
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso pensaba yo: que fácil parece, pero qué difícil tiene que ser en la práctica. Bueno, al menos partiendo de una buena teoría, la práctica se hará más fácil.
      Un beso, guapa.

      Eliminar

Puedes dejar un comentario si quieres. No es obligatorio, pero hace una ilusión...

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...