Entradas

Mostrando entradas de noviembre, 2016

"Mi valle" Mario Santos y Lores Espinosa

Imagen
Este fin de semana he estado en León y, gracias a una amiga que me avisó (gracias Blanca, de todo corazón), he hecho un viaje al pasado. He viajado a la nostalgia de esos recuerdos que se van, que nunca se van, pero a veces es como si volvieran, no tienen de donde volver, para arañar el alma y dejar un poso de plácida melancolía. Volví a mis veintitrés años, veinticinco, veintisiete… Volví a otra vida en sentido literal.
Corría el año 1984 cuando una mañana de mayo, un muro de 100 metros de altura y 337 metros de ancho amaneció con una enorme pintada en su panza: “DEMOLICIÓN”. El Muro era una presa erigida en 1965 en medio del río Esla a su paso por el término municipal de Crémenes. El muro era la presa tras cuya mole de hormigón el mítico río debía remansarse y acumularse para formar un embalse que sepultaría bajo sus frías aguas nueve pueblos y uno de los valles más ricos de la provincia (de Europa llegué a oír a algún especialista) en lo que a ganadería y pesca se refiere, por no ha…

"La carne" Rosa Montero

Imagen
"La vida es un pequeño espacio de luz entre dos nostalgias: la de lo que aún no has vivido y la de lo que ya no vas a poder vivir". Soledad Alegre tiene demasiadas nostalgias a sus espaldas, aunque más que nostalgias tiene recuerdos de los que le gustaría deshacerse. Por delante no sabe lo que tiene, como no lo sabe nadie.
Soledad, que cree que los nombres pueden suponer algún maleficio para quien los porta, no ha tenido nunca una pareja estable; en la actualidad no tiene ni siquiera familia, al menos no una familia de las que acompañan, de las que suavizan y hacen menos dolorosos los días, meses y años pasados en soledad.
Soledad está entrando en una fase de su vida en la que todo parece que se va liquidando y encima no está mentalmente preparada para ello, está entrando en "el desconsuelo de haber alcanzado los sesenta años, cuando por dentro seguía teniendo dieciséis". Y yo, que aún no tengo sesenta, pero sigo teniendo dieciséis, hasta cierto punto, la entiendo de…

"54 Festival Internacional de Cine de Gijón"

Imagen
La 54 edición del Festival Internacional de Cine de Gijón se inauguró el pasado 19 de noviembre y se clausurará el próximo sábado, día 26. Llegamos a Gijón el día 19 hacia la hora del vermut y nos fuimos el 20 a media tarde. Poco más de veinticuatro horas que dieron para ver tres películas, tomar el aperitivo, comer en dos restaurantes bastante agradables, tomar un chocolate con canela y naranja y degustar una deliciosa botella de sidra en Cimadevilla. Nunca había asistido a este Festival y me ha gustado mucho hacerlo. Tras estar años, muchos años, sin visitar Gijón, en los últimos tiempos he estado tres o cuatro veces y he de confesar que cada vez me gusta más.  Llegamos con cielos nublados, amenazando lluvia, pero se mantuvo por unas horas. El paseo marítimo estaba precioso, aunque la gente paseaba con paraguas. Tras caminar y hacer una fotos, tomamos un vermut, comimos de maravilla y nos fuimos al cine. La primera película no entraba en la Sección Oficial, sino en otra sección llamada …

Ciclo de lectura Joe Hill

Imagen
Esta iniciativa se debe al blog "La caverna literaria" y me ha llegado a través de Lourdes ILGR y su blog "El despertar de un libro". Se trata de leer alguno o algunos (o todos) los libros de Joe Hill. Joe Hill es un escritor estadounidense, nacido en Maine. Su verdadero nombre es Joseph Hillstrom King y es el hijo nada menos que de Stephen King, pero como no quiere deberle fama o méritos a su ilustre papá ha modificado su nombre de pila. Teniendo en cuenta lo que me gusta la literatura norteamericana y que no he leído nada de este autor del que sí he oído hablar mucho, no es extraño que me haya apuntado a la aventura.
El objetivo de esta iniciativa es leer y reseñar, desde ahora y hasta el 28 de febrero de 2017, al menos uno de los libros del autor que, hasta ahora son cuatro: El traje del muerto , Fantasmas, Cuernos y Nos4a2.  Las opiniones publicadas hasta el 28 de Febrero serán recopiladas en marzo en una nueva entrada en "La caverna literaria" como balan…

"Florence Foster Jenkins" Stephen Frears

Imagen
Hacía mucho tiempo que no me reía tanto en una película. Hacía mucho que no disfrutaba tanto en el cine y vaya por delante que es una de las mejores películas que he visto en mucho tiempo.
Florence Foster Jenkins  está considerada la mejor peor soprano de todos los tiempos. 
Florence fue desde niña amante de la música y el canto. Sus padres, que ya debieron imaginarse que carecía totalmente del sentido del ritmo y de habilidad musical, se negaron a sufragarle los estudios a los que ella aspiraba por lo que se fugó y se terminó casando con Frank Thornton Jenkins, de quien se divorciaría al poco tiempo y del que tan solo obtuvo el apellido, una lacra de por vida y la misma desconfianza en sus dotes musicales que ya había recibido de sus progenitores.
Independiente económicamente a la muerte de su padre, empezó a tomar clases de canto y a dar recitales a los que la gente acudía por el espectáculo que suponía su "peculiar" manera de cantar. Al fin y al cabo, las salas de conciertos…

"Patria" Fernando Aramburu

Imagen
Inspirada por el sonido lúgubre y nostálgico de la txalaparta, por la humedad que destilan esos bosques verdes y colgantes de líquenes, esos bosques color esmeralda de árbol y musgo y gris acero de nubes amenazantes, esos bosques que solo son posibles en las orillas míticas del mar Cantábrico, os voy a contar un cuento.
Erase una vez una tierra húmeda y bella como el bosque que me inspira a la que, en adelante, llamaremos "Patria". En esa bella tierra, como en todo buen cuento, había una bruja. La bruja se llamaba Conflicto y había embrujado a los habitantes de aquel lugar. A todos les había adjudicado un embrujo bueno; un embrujo de amor por su tierra a la que querían defender de la amenaza de un Ogro Malo que vivía en un lugar cercano y trataba de impedir que los habitantes de "Patria" vivieran según sus costumbres; sobre todo odiaba que hablaran su idioma por lo que lo había prohibido. 
Algunos de los habitantes se quedaron con ese embrujo y amaban a su tierra y l…

Lecciones para escribir una novela. Cuarta: La situación de equilibrio inicial

Imagen
En la lección anterior, y tercera de este curso que se publicó en la Revista MoonMagazine, Ana Bolox nos introdujo en una de las tres unidades dramáticas de la novela: el planteamiento. Allí nos hablaba de las funciones y de los elementos de dicha unidad. Pues bien, el primer elemento es este:  La situación de equilibrio inicial En esta lección Ana nos habla de como debemos empezar nuestra novela. Y lo hace de una forma que, si no es la más directa, puede que sea la más eficaz: diciendo cómo no se debe empezar; nos hablará de algunos errores que se cometen por parte de los escritores noveles y que pueden hacer que perdamos la atención del lector casi antes de empezar; nos explicará qué es eso de la situación de equilibrio inicial... y estaremos ya en disposición de empezar con nuestra historia. Aunque solo un poco, porque este comienzo, como bien nos dice Ana, no debe durar mucho y enseguida nos tendremos que acercar a la quinta lección, "el desencadenante", para saber cómo debe…

"Tres días y una vida", Pierre Lemaitre

Imagen
A veces, una sucesión de circunstancias concretas, en un orden concreto, llevan a los acontecimientos a desembocar en algo maravilloso que determinará la felicidad de algunas personas para toda una vida. A veces, otra serie de circunstancias, sucedidas en su propio orden concreto, hace que la vida de otras personas se convierta en un infierno, o se vea irremediablemente interrumpida por la muerte, o ambas cosas, para distintas personas, en distintos grados.
"Tres días y una vida" es una novela muy difícil de comentar. No quiero desvelar su argumento, no quiero que nadie sepa a lo que se enfrenta cuando se enfrenta a esta novela. O sí. Quiero que sepa que se enfrenta a otra novela del gran Pierre Lemaitre; una novela en la que veremos combinada su maestría para el suspense con su habilidad para retratar personajes, psicologías, sentimientos, miedos, culpas, acontecimientos, casualidades... Antoine Courtin tiene doce años cuando "a finales de diciembre de 1999, una sorprend…

"Adiós, mirlo, adiós" Manuel Cerdá

Imagen
"Adiós, mirlo, adiós" ("Bye, bye, blackbird", para los amantes de la música), de Manuel Cerdá, es la gran novela del siglo XX escrita en España y en español. A través de su lectura asistimos a la historia de un siglo en el que "ha habido más muertos por violencia que en toda la historia de la humanidad".   Desde el final de la Gran Guerra, hasta la caída del Muro de Berlín, acompañaremos a Sam Sutherland como testigos de unos hechos que, para orgullo o para vergüenza del ser humano, hicieron la historia de un siglo y prepararon la del siguiente, este en el que nos encontramos, y como de aquellos polvos vienen estos lodos, no tengo mucha confianza en lo que el siglo nos pueda deparar.  Con una prosa sencilla y fácil de leer, pero muy estimulante, Manuel Cerdá, que además de escritor es historiador, nos va dando claves, nos va dejando pistas y nos va dejando descubrir una historia que, para bien y para mal, es nuestra historia. Agradezco a Txaro Cárdenas, la d…

"Total Khéops" Jean-Claude Izzo

Imagen
El título de esta novela, "Total Khéops", está tomado de la canción del mismo título del grupo marsellés de rap Iam. Allí se habla de Khéops porque suena como "caos" por lo que se podría traducir el título de la novela como "caos total".
En un caos total, y en algunos casos mortal, es en lo que desembocan las vidas de Manu, Ugo, Fabio y Lole, cuatro amigos marselleses de la infancia. Ugo y Manu habían nacido y se habían criado en el Panier. Los padres de Ugo "huían de la miseria y de Mussolini"; la madre de Manu se instaló en el barrio "embarazada de él, con dos de sus hermanos. A José Manuel, su padre, lo habían fusilado los franquistas". Lole llegó más tarde, cuando ellos tenían dieciséis años. "Vivir en el Panier era la vergüenza. Desde el siglo pasado. Era el barrio de los marineros, de las putas. El cáncer de la ciudad. El gran lupanar".
Fabio no era del barrio aunque nació allí. Cuando tenía dos años, sus padres se mudaro…