"El secreto de Maximilian" Alicia Lakatos

«Llegado este punto, y confiado en que ya se ha roto un poco el hielo entre el lector y un servidor, creo que es hora de ponerle nombre y apellidos a quien nos va a acompañar durante el trascurso de toda esta novela, y que no es otro que: Federico Gutiérrez Salvavidas. «Fede», para la familia y amigos más allegados; «Gutiérrez», para sus profesores desde primaria hasta la universidad, y «Flota» (de flotador), para sus compañeros de clase, desde que alguien tuvo la genial ocurrencia de cambiarle su segundo apellido por un sinónimo. ¡Cosas de niños!».

Federico (nosotros, como el narrador, no somos ni familiares ni profesores ni compañeros de clase) es un escritor de novela erótica y un escritor famoso además con sus libros traducidos a varios idiomas y haciendo las delicias de millones de lectores en casi todo el mundo. Pero sin embargo, nadie conoce a Federico porque es de esos escritores anónimos, que publican con seudónimo. Concretamente, Federico firma sus novelas como Maximilian. 

«¿Ustedes también quieren saber el porqué de este nombre? Con mucho gusto se lo desvelaré. Federico quedó impactado con la película Topkapi, de Jules Dassin, con la bellísima Melina Mercouri, el extraordinario Peter Ustinov, y un guapísimo Maximilian Schell. El impacto que le produjo descubrir a este atractivo actor austriaco le hizo tambalear su recto mundo de moral intachable. ¿Cómo podía sentir "aquello" cada vez que Maximilian miraba a la cámara, dándole la sensación de que lo estaba mirando a él directamente? [...] Hubo una temporada en que, espantado, llegó a creerse homosexual. Pero... ¿cómo había podido ocurrir? ¿Le había venido así, de repente? A él no es que le volvieran loco las mujeres, pero sabía reconocer un buen pecho, o un provocador trasero, y no le desagradaba en absoluto la idea de, algún día, poder disfrutar de ellos».

Pero Federico es algo más que un autor afamado de novela erótica. Federico es una especie de ermitaño. Hace años que no sale de su casa. No es exactamente un ser asocial. Tiene trato con muchas (algunas) personas. Su vecina Encarna es quien recoge y envía los documentos que intercambian por correo postal cada vez que tiene que estar en contacto con la editorial. Pruebas para corrección, contratos, todo tipo de documentos van y vienen gracias a la labor de intermediación de Encarna. 

También se trata con otra vecina, Nati, «Natividad Vela Gálvez, "la Nati" nombre de guerra con el que se le conocía en su mundillo, es una puta retirada. No se escandalicen ni recriminen mi vocabulario, es que, ella misma se define así. Estuvo ejerciendo la prostitución, a caballo entre la calle Botería y la Pensión Jacinta. En la calle pescaba a los clientes, y en la pensión los cocinaba». Luego a Nati la sacó de la calle Demetrio, se casó con ella y la llevó a vivir al piso que heredó de su madre, dos pisos por debajo del de Federico. Ahora Nati ha venido a darle la noticia de que ha desaparecido Paquito el hijo adolescente de los vecinos del bajo segunda.

Las visitas no han terminado por ese día, un día anómalo en cuanto al número de visitas que Federico suele recibir: ninguna.  Aparecerá Paquito solicitando la ayuda de Federico. Federico descubrirá en el muchacho una persona digna de concederle su tiempo. Un joven que le sorprenderá por su talento, su madurez y su forma de expresarse, aunque no le guste mucho la forma que tiene Fran, así quiere que le llamen y no Paquito, de involucrarlo en sus problemas. Y no obstante se verá mucho más involucrado de lo que cree. 

Y mientras vamos asistiendo a un día tan poco común en la vida de Federico, tan lleno de visitas y de acontecimientos salidos del exterior (¿o habría que decir mejor, entrados?) iremos sabiendo cómo se hizo escritor, y sus tratos con el señor Alcaraz, presidente de la Editorial Alcaraz y única persona que conoce su verdadera identidad y que tuvo que firmar ante notario un documento de confidencialidad en el cual se comprometía a una indemnización de veinte millones de euros si la identidad del autor era traicionada. «Lo curioso fue que al notario le hizo firmar otro documento de iguales características». Y es que ¿quién garantiza la confidencialidad de los notarios?

Y también iremos viendo la novela que está escribiendo en la actualidad, de la cual se nos ofrecen fragmentos en cursiva, una novela que no termina de convencerle. Y es que el éxito, lo que los lectores esperan de él, le impide escribir con la libertad que lo hacía antes de ser famoso. Pero ¿qué es lo que los lectores esperan? Tal vez se engaña Federico cuando piensa que sus lectores no son lectores de pornografía, que no es uno de ese tipo de escritores «a los que solo les importa el tamaño de los penes, el volumen de los pechos y los orgasmos provocados a través de las mil y una posturas y situaciones». Sí, posiblemente se engaña.

Y entre los recuerdos de su pasado sabremos de su familia y de algún profesor que lo marcó especialmente y sabremos el porqué se encerró en su casa hace más de quince años para no volver a salir. Y el presente irá avanzando hacia el futuro y veremos a Federico dudar de su faceta de escritor y sentir la necesidad de un cambio; y sabremos cómo muere un escritor y hasta cómo resucita; y veremos a Fran y a su hermana Macarena y lo que influyen en la vida de nuestro protagonista. Y hasta sabremos cosas del narrador que cada pocas páginas interactúa con el lector de forma muy humorística. «¿Cómo somos los seres humanos, ¿verdad? A mí, y permítanme que exprese en voz alta mis opiniones (al fin y al cabo, no soy más que un simple narrador), esta historia me está produciendo un sinfín de emociones»

«Queridos lectores que en este momento están siguiendo con gran interés la novela, vamos a hacer un juego. Por cierto... ¿les está gustando? ¡Bien!
Más que un juego, una adivinanza. ¿Qué creen que ha encontrado en ese cajón? ¿Qué era lo que estaba bus cando con tanto desespero? Para no alargarnos demasiado, elegiremos a tres de ustedes.
A ver, usted que ahora mismo está sentada en un vagón del metro...».

Alicia Lakatos

Cuando llegan los libros de Alicia Lakatos una nunca sabe con qué se va a encontrar entre las manos. Sus historias son tan distintas que cuesta adelantar lo que se esconde tras las cubiertas del libro. Puede ser una historia protagonizada por perros o, tal vez, al protagonista lo visiten los fantasmas o sea una joven que llega a una aldea perdida para solucionar un asunto familiar o una familia tan entrañable como interesante y divertida aunque golpeada por la vida como todas las familias por divertidas e interesantes que sean. Nunca se sabe quién va a aparecer en una novela de Alicia Lakatos y haciendo qué cosas. Lo que es seguro es que será una historia que nos va a sorprender, nos va a divertir, nos va a producir ternura y rabia y emoción y dolor y, siempre, siempre, nos va a costar soltarla de las manos y nos va a dar mucha pena que se termine. 

En El secreto de Maximilian, la autora avanza un paso más y mientras nos cuenta la historia y los secretos de Federico nos da muestras de que bien podría, si quisiera, sorprendernos con una historia erótica o con una novela de misterio ambientada entre los canales y los palacios de Venecia. Sea como sea, yo ya la estoy esperando.

Estas son las novelas de la autora que he leído. Todas están reseñadas en mi blog.


Título del libro: El secreto de Maximilian
Autora: Alicia Lakatos
Nacionalidad: España
Editorial: Esstudio
Año de publicación: 2022
Año de publicación original: 2022
Nº de páginas: 261

Comentarios

  1. Sorpresa, emoción, diversión, ternura..., desde luego no se le puede pedir más a la autora. No he leído nada de ella pero la apunto. Me ha gustado mucho tu reseña, Rosa. Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cada libro de Alicia Lakatos ha supuesto algo totalmente inesperado. Te haces a la idea del estilo y los temas que trata un autor, pero con ella es imposible. Es algo que admiro y valoro. Todos sus libros me han gustado.
      Un beso.

      Eliminar
  2. ¡Hola!
    según cuentas es una autora polifacética, que sorprende con cada novela eso me gusta. Me imagino sentada en un vagón de metro, sintiendo ese dedo da la autora (narrador) señalándome, jaja. Ya con este son cinco los libros que has leído de ella y estás esperando el siguiente, así que no puedo evitar preguntarte ¿Cuál es tu preferida, con la que más disfrutaste?
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cuál es mi preferida... Es difícil de decir porque son tan distintas que depende del tipo de lectura que te apetezca en cada momento. Me quedaría con Un espíritu en mi sofá o con esta última. Tengo reseña de todas por si te apetece pasarte, echar un vistazo por encima y ver de qué va cada una.
      Un beso.

      Eliminar
  3. Una novela que lo tiene todo para ser divertida como bien apunta, Marta. Los extractos señalados se comprenden y leen con mucha facilidad y esas gotas de metaliteratura creo que hacen del libro un estupendo regalo para leer durante este verano.
    Besos, Rosa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La prosa de la autora es sencilla y directa. Se lee con facilidad, pero tras esa sencillez se esconde todo un mundo de sentimientos y reflexiones interesantes. Es un buen libro para cualquier momento, pero en verano es ideal.
      Un beso.

      Eliminar
  4. ¡Hola, Rosa! Me encantan estas novelas en las que el narrador entra y sale de la historia. Además, el planteamiento me parece fresco y un punto de partida estupendo para mostrarnos la historia de Maximilian. Una novela que si mantiene el tono de la portada, muy buena, sin duda será una lectura ideal para estos tórridos días estivales. Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues efectivamente, el narrador entra y sale y pone un toque de humor e ironía muy fresco y original. Como toda la novela por otra parte. Es divertida y refrescante para verano, pero la verdad es que en cualquier momento resulta una lectura muy apetecible.
      Un beso.

      Eliminar
  5. Muy buena tu reseña Te dejo un abrazo desde lo lejos

    ResponderEliminar
  6. No he leído aún nada de la autora. Se ve de estas lecturas sencillas, entretenidas y tiernas que se leen en un santiamén. Tomo nota de esta novela, aunque no me importaría estrenarme con alguna de las otras que ya tiene.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cualquiera que escojas te gustará seguro porque efectivamente, se leen muy bien, son ágiles, entretenidas y muy interesantes.
      Un beso.

      Eliminar
  7. Muchísimas gracias a Rosa y todos por vuestros comentarios. Un gran abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me imagino que eres Alicia. Es que apareces como anónimo. Muchas gracias a ti por regalarnos cada poco con una novela totalmente distinta al resto, pero igual de tierna e interesante.
      Un beso.

      Eliminar
    2. Sí soy yo Rosa, no sé cómo hacer para que salga mi nombre. Nuevamente gracias a todos y que disfrutéis con mis novelas. Alicia Lakatos

      Eliminar
    3. Tenías que ser tú por el comentario. Pues yo no te sé decir cómo se hace. Si no entras por blogger no tengo ni idea. Igual con la cuenta de Google.
      Gracias por la aclaración. Otro beso.

      Eliminar
  8. Hola Rosa, con todos esos ingredientes tiene una pinta estupenda. Me atrae todo lo que cuentas de la novela sobre todo la ambientación, porque precisamente este verano tengo planeado a visitar Venecia. No he leído nada de Alicia Lakatos y esta va a ser la primera.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La novela no está ambientada en Venecia. Lo que se ambienta en Venecia es la nueva novela que empieza a escribir Maximilian, pero ya casi al final. Pero con Venecia o sin ella, disfrutarás de la novela que es fresca y agradable de leer.
      Un beso.

      Eliminar
  9. Hola Rosa!! Tiene muy buena pinta este libro, por lo que nos cuentas creo que podría estar muy bien. Tomo buena nota de tus impresiones lectoras. ¡Genial reseña y gracias por tu recomendación! Besos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues ojalá te guste. Es una novela muy agradable de leer, divertida y muy entretenida además de interesante.
      Un beso.

      Eliminar

Publicar un comentario

Con tus comentarios reflexionamos, debatimos y aprendemos más.

Lo más visto en el blog este mes

"El año del pensamiento mágico" "Noches azules" Joan Didion

"Sinántropos" Carlos Bassas del Rey

"La mujer en la ventana". A. J. Finn.

"Vera" Elizabeth von Arnim

"El halcón maltés" Dashiell Hammett

Tres eran tres 17

Dos cuentos de Edgar Allan Poe

"El sueño del árbol" Sara Mañero

"Lágrimas en la lluvia" Rosa Montero